Puerta de Sevilla
Puerta de Sevilla - Qurtuba

Hoy os traigo un nuevo post en el que os hablo de nuevo de una de las puertas de Córdoba. Recordemos que Córdoba, en época romana llegó a tener hasta siete puertas que poco a poco fueron desapareciendo hasta hoy, que solo nos quedan de esa época la Puerta de Almodóvar, la Puerta del Puente y la Puerta de Sevilla.

La puerta que hoy nos ocupa, si bien aparece ya citada en las crónicas árabes como Puerta de los Drogueros (Bab al-Ishbiliya o Bab al-Attarin), no tenía nada que ver en forma ni ubicación con la actual. Pasó a llamarse Puerta de Sevilla en los primeros años de la reconquista cristiana y al parecer se encontraba situada en la calle Caballerizas Reales, donde se ubicaba la muralla, justo al otro lado del barrio al que hoy da acceso, San Basilio.

La Puerta de Sevilla recibe este nombre por ser la salida más directa hacia esta provincia. Era un lugar de reunión para las mujeres y por donde se accedía al Zoco, al mercado, que estaba en el barrio de San Basilio (antes barrio del Alcázar Viejo). Sin embargo, la puerta que vemos hoy fue construida a mediados del siglo XX, tras haber sido demolida la original. La forman sillares de piedra arenisca, un gran vano de acceso, adintelado y decorado por unas placas de granito a su alrededor.

Justo al lado de la Puerta de Sevilla se encuentra una estructura que ha suscitado un debate enorme en cuanto a su función, aunque cada vez cobra más importancia la hipótesis de que se trate de una torre albarrana del siglo XIV, aunque otras hipótesis nos hablan de su origen árabe y su uso militar o como acueducto. A los pies de esta estructura se encuentra una escultura en bronce realizada por el artista Mateo Ruiz Olmos en 1963 y que representa al político, jurista y teólogo Ibn Hazm. Aparece representado de pie y porta un rollo con “El collar de la paloma” su obra más célebre.

Espero que te haya gustado conocer un poquito más de la historia de Córdoba. Estoy segura de que si visitas la ciudad no te vas a perder el barrio de San Basilio, no te pierdas tampoco la Puerta de Sevilla y descubre cada uno de sus rincones.

Si necesitas más información o tienes alguna duda o apunte escríbeme a mi correo y estaré encantada de leerte y contestarte.

Y recuerda, si te ha gustado el post, compártelo. ¡Muchas gracias!

¡Saludos!

Autor/a: Alba Mª Pino Molina

Compartir en: